Publicador de contenidos

Cráneo con punta de flecha clavada

El enterramiento colectivo de San Juan Ante Portam Latinam, en Laguardia, representa uno de los casos de violencia más antiguos e interesantes de la Península Ibérica.

En este yacimiento se hallaron más de 330 individuos de ambos sexos y de todas las edades, inhumados en el interior de un pequeño abrigo rocoso. Los cadáveres se depositaron unos encima de otros, con las extremidades flexionadas para aprovechar al máximo el escaso espacio. Los primeros enterramientos coinciden  con aquellos en los que se han encontrado claras evidencias de muerte violenta: fracturas y otros traumatismos, además de puntas de flecha alojadas en diversos huesos.

Uno de los ejemplos más espectaculares es la herida de flecha en la nuca de un individuo joven. La punta de sílex quedó dentro de la masa muscular, siendo fijada a la escama occipital por el crecimiento del hueso. Este desarrollo anómalo del tejido óseo es un signo evidente de que el hombre sobrevivió al percance pese a la aparatosidad de la herida, permaneciendo la punta en su cuello hasta su fallecimiento.

 

Cronología aproximada:

Hace unos 5.000 años / Neolítico-Calcolítico

Procedencia:

San Juan Ante Portam Latinam (Laguardia)

Planta 1